templo chavin de huantar

Chavín de Huantar

Inicio » Periodo Autóctono » Chavín de Huantar

Chavín de Huantar es el impresionante complejo monumental de piedra fue construido en el primer milenio antes de Cristo. Su presencia es determinante para entender el origen de las culturas en el Antiguo Perú.
Hoy Chavín de Huantar es un pueblo escondido en un pequeño valle a 3177 metros de altura, al pie oriental de la Cordillera Blanca en el departamento de Ancash. Este pueblo cubre parcialmente una ruina, calculada en unas 40 hectáreas de extensión. Esta ruina es un importante centro ceremonial que data del primer milenio a. C. y mantuvo su fama en los siglos XVI y XVII. En la década del veinte, el eminente arqueólogo Julio C. Tello reconoció su importancia fundamental para la historia del Perú antiguo convirtiéndola en pieza clave para su visión del origen de la cultura en el antiguo Perú.
El impresionante paisaje, la arquitectura maciza, sus complicadas galerías interiores, su elaborado sistema de drenaje y de ventilación y las abundantes obras de arte lítico se combinan en una imagen única de un centro ceremonial temprano pese a su destrucción continua. Fue usado como cantera y destruido por enormes aluviones que sepultaron el sitio repetidamente después de su abandono hacia 200 años antes de Cristo. Por ello mucho queda ignorado bajo tierra y lo visible muestra signos de mutilación severa, lo que dificulta su comprensión cabal.

El Templo Antiguo y El Templo Nuevo de Chavín de Huantar

Gracias a las excavaciones de Tello, Bennett, Amat y Lumbreras sabemos que el complejo monumental tenía dos templos adosados: el Templo Antiguo y el Templo Nuevo. El primero probablemente se construyó a fines del segundo milenio a. C. Tiene forma de U, en la parte central se aprecia el acceso a una galería cruciforme en cuyo centro está clavada la sobrecogedora imagen de una divinidad: el Lanzón. Es una representación híbrida con elementos de serpientes, felinos y humanos. Debajo de la galería y de las escaleras de acceso corre un canal sin inicio ni final conocidos que lleva a una plaza circular hundida. Lumbreras la llamó canal acústico ya que el agua produce un sonido peculiar al caer por la gradería.
Esta plaza lleva lápidas decoradas con felinos en parejas y seres míticos en procesión hacia el acceso. En su centro probablemente se erigió el Obelisco Tello que representa el cosmos en forma de dragones con motivos alusivos al ciclo del agua. Podría haber servido también como reloj solar.

templo chavin de huantar cultura chavin
Templo Chavín de Huantar

El culto al agua

En la plataforma de la plaza existieron dos galerías, una que contenía gran cantidad de conchas marinas usadas en el culto; la otra, llamada Galería de las Ofrendas, guardaba centenares de vasijas, objetos líticos y restos de seres humanos y animales quemados.
Estos vestigios evidencian la existencia de ceremonias. Este templo estuvo dedicado al culto del agua a través de un oráculo supraregional al que acudían los pobladores de la sierra y costa norcentral y central.

El Templo Nuevo

Es una ampliación del ala derecha del Templo Antiguo, llamado El Castillo. Es mucho más grande que el anterior ya que continúa a través de plataformas y culmina en una gran plaza hundida cuadrangular. Todas las plataformas contaban con escaleras líricas.
Lamentablemente sabemos poco de la función de este complejo ya que ignoramos el carácter de la divinidad principal y el funcionamiento ritual. La famosa Estela Raimondi que representa el dios de los Báculos (prototipo de imágenes posteriores como aquella en la Portada del Sol de Tiahuanaco, frecuentemente identificada con el dios Viracocha), podría ser esta divinidad aunque se desconoce su emplazamiento original.
Mucho queda por descubrir para entender a cabalidad este fascinante mundo andino en el umbral de su historia. Ciertamente Chavín es una clave excepcional para su comprensión al lado de muchos otros centros que comienzan a entregar sus secretos.

Cabezas Clavas

Estas cabezas de piedra adornan la fachada exterior de Chavín de Huantar. Actualmente sólo queda una en su lugar de origen. Los arqueólogos las han llamado así porque la nuca atraviesa la pared como si fuese un clavo.
Las cabezas clavas son antropomorfas pero con atributos felínicos. Aparecen con los ojos abiertos y la boca cerrada.

cabeza clava chavin
Cabeza Clava
¿Te ha sido útil este artículo?
1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (6 votos, 4,83 de 5)